20 mar. 2013

Enviado al mail


Qué bueno si todos siguiéramos en pie... o en su defecto que al caernos, sepamos levantarnos. 




Publicar un comentario